Una vez tengas claro lo que quieres hacer de postre sólo tienes que ponerte manos a la obra. Este soufflé de chocolate es perfecto si quieres impresionar a tu pareja o a tu familia.

Relájate y disfruta de un esponjoso, sabroso y placentero souffé que vamos a enseñarte a hacer con ingredientes que seguramente ya tengas en casa. Y si no lo tienes, el supermercado no te debe parar muy lejos.

1 1/2 taza de crema para batir
1 cucharada de fécula de maíz
3/4 de cucharada de cacao en polvo
150 gr de chocolate amargo
4 piezas de yema de huevo
4 piezas de clara de huevo
3/4 de taza de azúcar glass
Mantequilla para engrasar

Precalienta el horno a 200ºC y a parte en una cacerola a fuego bajo pon la crema para batir, la fécula de maíz, el cacao, el chocolate amargo y durante 3 minutos cocina hasta disolverlo entero.

Ve añadiendo las yemas poco a poco hasta que espese y entonces déjalo reposar y enfriar. Por otro lado en una batidora, bate las claras con un poco de azúcar hasta que doble su tamaño.

Ahora la primera mezcla la añades a esta segunda hasta que se unifiquen completamente y luego engrasa un molde con mantequilla, echa toda la mezcla y hornea 10 minutos. Cuando pase el tiempo disfruta. Decóralo con fresas o arándanos si te gusta.

Disfruta de un gran soufflé