El reto 'un millón' que inculcó Pablo Ráez antes de morir tiene que seguir latente y no hay que olvidar que donar médula ayuda a gente con leucemia que está esperando un trasplante. Tú puedes hacer que no se repita la historia.

Cuantas más personas se hagan donantes de médula más posibilidades tendrán los enfermos de leucemia de recuperarse. Si decidís haceros las pruebas entraréis en el Banco de Donantes Mundial y si algún día tenéis la suerte de que os llamen es porque hay un paciente con el que sois compatibles y al que podréis salvar.

Lo primero que tienes que hacer es buscar el Centro de Donaciones más cercano a tu lugar de residencia y llamar para que te den cita que de normal suele tardar entre 2 y 5 días.Cuando te extraigan una muestra de sangre estudiarán sus características de histocompatibilidad y una pequeña cantidad de la misma será guardada en el laboratorio para poder ampliar el estudio en el futuro sin que tengas que volver a donar en caso de que apareciera un paciente compatible.

Todos tus datos serán introducidos en la base de datos de la REDMO (Registro de donantes de médula ósea) y serán incorporados en la Red Mundial de Donantes Voluntarios. Si hubiera suerte y te llamaran porque eres compatible con algún paciente tendrás que realizar la donación que consiste en una extracción de sangre medular que se extrae de la cadera y sehace con anestesia epidural o general.

Para donar tienes que tener entre 18 y 55 años y no debes de sufrir hipertensión arterial no controlada, diabetes mellitus insulinodependiente, enfermedades cardiovasculares, pulmonar, hepática, hematológica u otra patología que suponga un riesgo sobreañadido de complicaciones durante la donación.

Además tampoco puedes donar si tienes alguna enfermedad tumoral maligna, hematológica o autoinmune, infección por virus de la hepatitis B o C, SIDA, y tener antecedentes de enfermedad inflamatoria ocular.

 

 Sé donante, no cuesta nada y puedes salvar una vida

Fotos de google