En menos de 50 segundos una niña es capaz de liberarse de una brida que le tiene atada las manos. Con unos sencillos pasos consigue lo que podría llegar a ser un sistema antisecuestro.

Este vídeo ilustra cómo es posible que te puedas desatar de una brida sin usar tijeras. Los pasos a seguir son muy precisos y sencillos. Primero te desatas los cordones, luego pasas uno de ellos por en medio de la brida y lo atas con el cordón de la otra zapatilla. Cuando esté bien atado, vas estirando los cordones hasta que la brida se suelta. Mira el vídeo para asegurarte bien de cómo se hace.

 

En una situación así lo pruebas todo