Hace pocos días, los jefes de ocho agencias de inteligencia le dijeron a Obama y al presidente Donald Trump, que los operadores rusos afirman tener nformación comprometedora personal y financiera sobre el señor Trump.

Los rusos tienen la capacidad de chantajear a Trump y decirle todo lo que quieren que haga. Ya se utilizó este método durante la campaña electoral en la que no dejó indiferente a nadie sus actuaciones y diálogos frente a sus seguidores.

Todo esto ha salido a la luz a través de un ex agente de la inteligencia británica que antes trabajaba en EE.UU. Necesitan saber si los chantajes son ciertos y el FBI está investigando la credibilidad de todo esto, se basan únicamente en información de fuentes rusas.

En las acusaciones hacia Trump está la de que se había intercambiado información durante la campaña entre los representantes de Trump y los del gobierno ruso. Es decir, los archivos del partido Republicano y Trump estuvieron hackeados por los informáticos rusos solamente para chantajear al presidente.

Trump presionó para que fuera escrita de nuevo la plataforma del partido para eliminar el envío de armas al gobierno ucraniano por eso Trump no quiere mantener relación con la OTAN y estrecha relaciones con Putin para revertir las sanciones del presidente Obama en Rusia.

Los estadounidenses están enfadados porque siguen creyendo que Trump es un traidor cobarde que está violando la integridad de la democracia americana y dejando expuesto y en peligro al pueblo solo para salvar su propia carrera política e imagen pública.

La gente está enfadada porque dicen que desde que ganó las elecciones no ha hecho nada desde su victoria para demostrar que vela por el bien de los ciudadanos.

Comparte como América puede sufrir una caída.

Fotos de The Daily Beast, TN Y ABC