No hay nada mejor que comer sano y equilibrado alimentos que aportan proteínas, nutrientes y vitaminas y hemos descubierto un tipo de comida que aunque parezca mentira aporta propiedades milagrosas: la comida picante.

Varios estudios han atribuido a ciertas comidas picantes propiedades increíbles y que se deberían comer todos los días al contener nutrientes muy beneficiosos para la salud cardiaca y longevidad de las personas.

No hay que hacer caso tan abiertamente a estos estudios porque se sabe también que todo en exceso es malo, pero cabe destacar por qué se han descubierto estos beneficios. Los alimentos como los pimientos tienen capsaicina que es responsable de su picante. Esta sustancia se utiliza en diversos tratamientos para la artritis y el dolor, y también previene las inflamaciones.

Comer al menos 3 veces por semana algún plato picante reduce la mortalidad prematura ya que está relacionado con problemas vasculares y del corazón.

 

Si no te gusta el picante éste es un buen momento para empezar. Primero prueba algo suave y poco a poco ve subiendo de intensidad. Aunque no acabe de gustarte del todo combínalo con pan que le suaviza el sabor.

 

Pon un poco de picante a tu vida

Fotos de google