Un militar pasa mucho tiempo fuera de casa y si tiene familia ,ésta sufre por su ausencia y los días se hacen duros sin esa persona. Los hijos los echan de menos incluso más que las esposas y se preocupan por cuándo volverán a verlo.

Jesús Larios es militar del ejército del aire y pasa muy poco tiempo en casa por este motivo. Hace poco cumplió la mejor misión de su vida al hacerle a su hija el regalo más importante para ella que era volverlo a ver.

Tras varios meses trabajando fuera reapareció por sorpresa para el cumpleaños de su hija. Una sorpresa organizada por él y su mujer en la que hubieron muchas lágrimas de alegría.

Los niños están esperando para que la cumpleañera abra los regalos y cuando su madre la llama se ve un regalo enorme en la sala.

Contenta empieza a abrirlo y cuando descubre que su padre se hecha a llorar mientras lo abraza fuerte.

La ilusión de una niña que se ha hecho realidad el día de su cumpleaños, volver a ver a su padre. Aquí tienes el vídeo.

 

Comparte la alegría de esta niña